Etiquetas

meditación (8) Krishnamurti (7) oración (6) Dios (4) Ken Wilber (4) Klein (4) advaita (4) el trabajo interior (4) Blay (3) Contacto con Dios (3) Jesucristo (3) Maestro tibetano (3) Nisargadatta (3) búsqueda espiritual (3) contemplación (3) de Mello (3) libros espirituales (3) materialismo espiritual (3) Agni yoga (2) Bailando con la vida (2) El conocimiento de uno mismo (2) Franz Jalics (2) Oración del nombre de Jesús (2) Phillipp Moffitt (2) VBA (2) Vía directa (2) alma (2) antakarana (2) busqueda espiritual (2) centro magnético (2) entrega (2) integración cuerpo-mente (2) madurez (2) mente inconsciente (2) presencia (2) testigo (2) Annie Marquier (1) Budismo y Cristianismo (1) Cargar tu cruz (1) Chogyam Trungpa (1) Decálogo (1) Ejercicios de contemplación (1) El buscador en las fauces del tigre (1) El maestro del corazón (1) Francis Lucille (1) Hara (1) Iniciación (1) Karlfried Durckheim (1) Kornfield (1) La Cova (1) La habitación del ego (1) MT (1) Mariana Caplan (1) Peter Yang (1) Primera Noble Verdad (1) Raphael (1) Rincón del silencio (1) SER (1) Samkara (1) Sufrimiento (1) Tai chi zen (1) Tony de Mello (1) Traleg Rinpoche (1) Xavier Melloni (1) Yo soy eso (1) aceptación (1) aceptación vs resignación (1) angel solar (1) biografía de K por Papul Jayakar (1) carácter (1) chakras (1) emociones conflictivas (1) escucha (1) espiritual dad integral (1) espiritualidad integral (1) evolución espiritual (1) hesicastas (1) humildad (1) la perspectiva correcta (1) la sombra (1) luz (1) mantra (1) mirada inocente (1) morador en el umbral (1) oración de bienvenida (1) práctica vital integral (1) punto fijo (1) respiración (1) sombra (1) ángel de la presencia (1)

viernes, 28 de enero de 2011

Lo has dejado?

No amigo Gunter, no lo he dejado. Como dice un sabio hindu (quizás Nisargadatta), una vez has puesto la cabeza dentro del tigre, ya no la puedes sacar. Según como se mire,  parece que lo dejo, pero el tigre sigue haciendo su trabajo.
Simplemente me he dado cuenta que pese a mantener cierto grado de objetividad, estoy  padeciendo una enfermedad  llamada materialismo espiritual o lo que es lo mismo, el yo pequeño monopoliza esta búsqueda que no ha creado él ( sino el tigre) y que al yo pequeño le genera angustia ( en fin, el tánatos froidiano).
Esta enfermedad, no es grave en sí misma, de hecho, pienso que es una etapa necesaria para el desarrollo del alma, ya que cuanto más mueves la cabeza dentro del tigre, más te traga. El problema surge cuando ya has entrado lo suficiente, en ese punto, debes dejar de moverte ( de monopolizar la búsqueda), para que el tigre te pueda zampar entero...
En contra de lo que dicen algunos advaitas, creo que debo centrarme en conseguir un mayor grado de madurez personal o lo que es lo mismo de aceptación. En fín, centrarme en la vida misma con atención, responsabilidad y corazón. Y esto es lo que trato de hacer. No voy a interrumpir el blog, pero solo voy a escribir aquello que realmente me impacte o emocione o piense que tiene un valor extra. El proposito de este blog es crear una especie de diario espiritual que a la vez que me sirve de hoja de ruta, dándome perspectiva, también podría socorrer  a algun otro caminante en algun momento particular de su búsqueda.
En los últimos meses he leído un libro de Toni de Mello que me ha impactado profundamente y que cuando considere que sus ideas han germinado aunque sea mínimamente , o quizás antes, escribiré una entrada sobre él.
En fín, la mayoria de blogs "espirituales" son una colección de copias  de textos apenas comentados desde un punto de vista personal, subjetivo o emocional y creo sinceramente que faltan blogs que hablen de la verdad del buscador, de sus dudas, de sus retrocesos, de sus debilidades, de lo que le está haciendo el tigre, de la desnudez en la que queda cuando el personaje empieza perder credibilidad  y  como lo hace para seguir bregando con la batalla de la vida diaria.
Menos hablar y escribir sobre conceptos y más sentimiento es lo que hace falta. Es muy importante, que el tema adquiera categoria de vivencia. Por mucho que hablemos de Dios, hace falta sentirlo, tenerlo  dentro ya que como dice San Pablo, " si no teneis amor, no teneis nada".

4 comentarios:

Gunther dijo...

Hola Xavi, me alegro de leerte.

La "jerga espiritual" es un verdadero problema. Cualquiera con dos dedos de frente puede aprender a expresarse como si fuera un auténtico iluminado, y de esta forma aparenta una madurez que no tiene.

Y por el contrario, muchas personas "normales y corrientes" pasan desapercibidas sólo porque no expresan su innegable sabiduría en términos de resonancia espiritual.

Considero muy apropiada tu reflexión para estos tiempos que corren.

Recibe un saludo cordial.

Amelia dijo...

Sí, Xavi. Y sí, Gunther. Un abrazo a los dos.

Amelia dijo...

Con tu permiso, Xavi, reproduzco tu texto en mi blog. Si no te parece adecuado, dímelo y lo quitaré de inmediato.
Gracias.

Gemma dijo...

Felicidades, muy interesante tu entrada, es verdad lo de los blogs espirituales, la mayoría son de copia y pega y se encuentran pocas opiniones o experiencias personales,con tu permiso te sigo, gracias por compartir, un saludo!